sábado, 4 de julio de 2009

¡¡¡Un mes sin clases!!! ¿Qué hago con mis hijos?

Un nuevo desafío, una nueva posibilidad

Promover la lectura y comprensión de información, construir juegos para donar, realizar las tareas escolares, y organizar concientemente las actividades sociales son algunas de las cuestiones que se retoman en este artículo de la lic. Mabel Del Giúdice. Un texto para reflexionar pero, sobre todo, para planificar la rutina de nuestros hijos durante el próximo mes y convertirla en un tiempo de formación, recreación y crecimiento.



Todos sabemos que estamos pasando un tiempo de emergencia en salud y es importante cuidarnos y cuidar a nuestros hijos.

Nuestro lugar de adultos nos ubica nuevamente en "modelos a copiar", es decir que si nosotros hablamos con tranquilidad sobre las medidas de higiene que debemos cumplir y además las llevamos adelante, esto ayudará mucho a que los chicos las realicen.

Además, es importante aumentar los cuidados en relación a la participación de nosotros y nuestros hijos en actividades sociales. Si bien puede resultar incómodo, reducir las reuniones sociales y la cantidad de personas con las que mantenemos un contacto directo es una acción de cuidado de la salud.

La cuestión es cómo organizarse durante el mes de suspensión de clases porque no habrá colonia de vacaciones, ni propuestas grupales donde los chicos puedan concurrir, no es aconsejable ir al cine, shoppings, teatros… La sensación de aburrimiento parece anticiparse, pero no hay que desesperar…

Mejor es revisar qué hicimos cuando los niños eran bebés y no podían ir al Jardín Maternal porque estaban resfriados; seguramente se habrá recurrido a abuelas, tías o amigos que recibieran al bebé mientras nosotros cumplíamos las obligaciones laborales.

Ahora los chicos son más grandes y probablemente no requieran tanta atención, pueden ser más autónomos en la búsqueda de actividades, pueden justarse con algunos amigos que estén bien y -manteniendo las medidas de higiene del hogar y las personales- se podría recurrir a un adulto que los cuide.

Los chicos que asisten a la escuela ya no necesitan que sea el mismo adulto el que esté con ellos todos los días, esto facilita que se distribuya organizadamente quién estará con ellos cada día. Es similar a la distribución de horarios que se hace con los "pools" de viaje a la escuela.

También sería aconsejable el hablar en los lugares de trabajo para que, dentro de los cuidados obligatorios, se organice la distribución de obligaciones y se establezca un diagrama de turnos de trabajo para evitar la confluencia de personas en un mismo horario o día. Si esto se consigue se facilitaría la organización del cuidado de los chicos.

Estas sugerencias se vinculan a cómo ordenarse en los horarios para el cuidado de los chicos. Algunos padres seguramente tienen otros recursos o ideas para lograrlo. Pero… ¿qué hacer con las actividades de los chicos?

En principio sería conveniente establecer una rutina de horarios donde se distribuyan obligaciones a cumplir y tiempo de relax. Los docentes darán tarea para realizar en las próximas semanas, habrá que ordenar el horario para realizarlas tratando que se cumpla como un deber ineludible. Además se pueden agregar algunas actividades a cumplir en casa, por ejemplo preparar la lectura de un cuento para compartir apenas la mamá o el papá lleguen del trabajo, anotar las noticias referidas al tema salud, o preocupaciones sociales y comentarlas con los padres a la noche, buscar una información específica solicitada por los padres que pueda ser de interés para la familia como precios para un viaje, lugares para visitar cuando pase la emergencia de salud, críticas de cine o de teatro que permita elegir en el futuro qué ver. Estas actividades promueven la lectura y la comprensión de información manteniendo en actividad conciente a los chicos y con una responsabilidad compartida a realizar.

También es conveniente que se pueda proponer a los chicos realizar actividades prácticas donde la realización de un producto como un juego reglado, un juguete, velas, bijouterie, cuadros, etc., que puedan regalarse a una institución o a familias con más necesidades. Este tipo de tarea implica la responsabilidad social y la participación ciudadana en distintos niveles.

Muchas de estas actividades podrán ser iniciadas por los adultos porque no todos los chicos tienen interés natural en la realización de actividades prácticas, pero tomando en consideración que el tiempo aconsejable para estar en casa es más que en otras oportunidades es necesario promover el intercambio con actividades nuevas que convoquen a los chicos a estar más entretenidos.

Otros recursos como ver películas, mirar televisión o jugar a la play station ya están incorporados a la rutina. El desafío de estos días es constituir una nueva rutina donde haya tiempo de cumplir con los deberes escolares y tiempos con los que cumplir con responsabilidades nuevas pero que inviten a la creación y a realizar acciones beneficiosas para otros también.

La posibilidad de "crear" objetos no requiere de muchos gastos, se pueden realizar con materiales descartables como corchos, revistas, plasticolas, témperas, crealina u otros artículos de bajo costo. La producción puede llevar varios días y la expectativa de que este producto pueda ser recibido por alguien que lo necesita más genera motivación adicional.

Un aspecto diferente es pensar qué hacer con los hijos adolescentes, sabemos que es difícil que se comprometan con acciones como las anteriormente descriptas y que renuncien al encuentro con otros chicos. Las características típicas de la edad son la omnipotencia y la desatención a los consejos de los padres y esto no ayuda en momentos de crisis como la de ahora.

Bueno…, paciencia… nuevamente habrá que sostener conversaciones para que asuman que tienen que cuidarse; tal vez sea conveniente consultarles qué quieren hacer, luego de realizar los deberes escolares y consensuar qué realizarán solos y qué con amigos –siempre tomando las precauciones con respecto a la salud-. Es importante mirar las noticias con ellos para que reflexionen sobre la situación que estamos pasando para que tomen conciencia de los riesgos posibles.

Otra sugerencia es que puedan coordinarse con los padres del grupo de amigos, para hablar de manera conjunta y mantener un mismo discurso para todos; esto hará que los adolescentes no encuentren intersticios para descuidarse y puedan pensar reflexivamente sobre lo que está pasando.

Estas sugerencias son alternativas posibles, no se agotan las posibilidades, lo cierto es que es importante recurrir a la red de afectos de familiares y amigos para organizarse en los horarios y para conversar sobre las propias preocupaciones.

Este es un tiempo de aprender a pensar y a sostenernos con otros.

Un nuevo desafío, una nueva posibilidad….



Mabel Del Giúdice*

--------------------------------------------------------------------------------

* Mabel Del Giúdice. Licenciada en Psicopedagogía. Magister en Psicología Educacional. Directora del Departamento de Psicología y Ciencias Pedagógicas de la Universidad CAECE. Docente universitaria en UBA y Universidad CAECE. Supervisora de los Equipos de Psicopedagogía del Centro Claudina Thevenet.
Mail de contacto. mdelgiudice@caece.edu.ar

Fuente: Educared, boletín de la Fundación Telefónica

Si te interesó este tema te invitamos a visitar el Grupo Juegos y actividades para hacer con los chicos. Este espacio es para compartir juegos, actividades, videos música y todo lo que resulte interesante para compartir con los niños.
Visitalo en: http://excellereconsultoraeducativa.ning.com/group/juegos_y_actividades

1 comentario:

escribimoscontics dijo...

Todo en linea es fabuloso, pero hay que pensar en generar recursos que se puedan instalar en máquinas pobres y que no exijan el costo de conectividad.
Hay sitios formidables para bajar materiales para apoyo no solo a las áreas sino tambien solo por divertirse.
algunos son . http://www.internenes.com/
http://www.indicedepaginas.com/
http://www.indicedejuegos.com/

De estos sitios he bajado los materiales .exe y los hemos ido compilando en CDS que prestamos alos estudiantes para que los instalen en sus casas o en cafés internet. Nuestro proyecto circula de manera gratuita entre maestros y ya en nuestras clases de informátcia es obligación jugar y evaluar el aporte de los juegos.
Un saludo.
Espero que en esta emergencia estas p{aginas les apoyen, Y Bueno felicitaciones. la escuela a veces requiere lo inesperado para reinventarse.
Un saludo
MARIA MERCEDES PACHECO MALDONADO

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Páginas vistas en total

Recomendaciones 2015